Activistas y autoridades de la Sierra de Tarahumara han confirmado un hecho inédito entre los rarámuris: debido a la hambruna que azota la región, agravada por la presencia de grupos criminales, por la sequía, la falta de ayuda oficial y el frío, muchos indígenas se han quitado la vida, desesperados.

Jesús Antonio Quiñonez Rodríguez, secretario del Ayuntamiento de Carichí, en el estado de Chihuahua, denunció que debido a la gran hambruna que azota la Sierra Tarahumara algunos jefes de familia rarámuris se han quitado la vida.



Ramón Gardea, miembro del Frente Organizado de Campesinos indígenas, coincidió con la versión del funcionario. Dijo que mujeres y hombres se están tirando a los barrancos o colgándose.

Habló de suicidios colectivos frente al Canal 28 local. “Las mujeres indígenas, cuando llevan 4 o 5 días sin poder darle de comer a sus hijos se ponen tristes; y es tanta su tristeza que hasta el 10 de diciembre [2011] 50 hombres y mujeres, pensando que no tienen que darle a sus hijos, se arrojaron al barranco”, expresó.



Martín Solís, de El Barzón, una de las organizaciones que el pasado 23 de octubre de 2011 se movilizó para exigir un programa de atención a la crisis alimentaria, también confirmó a la revista Proceso los suicidios.

“También nos están contando que ha habido suicidios de padres de familia que salen de su casa a buscar alimentos y por la desesperación de no encontrarlos se tiran al vacío”, dijo.

“Se usarán los 115 millones de pesos del seguro catastrófico con el que indemnizarán las aseguradoras, pero la pérdida es de 3 mil 600 millones de pesos, estamos pidiendo que ese dinero se destine al problema del hambre que empezó en noviembre y acabará hasta octubre, si es que llueve; si no, otra vez no habrá cosecha”, dice el barzonista.

En Facebook se ha creado también una página de apoyo. La noche de éste sábado, a través de las redes sociales, se ha difundido la noticia de la precaria situación que viven las comunidades rarámuris en la sierra, en Twitter por medio del hastag #Sierra Tarahumara se han difundido datos y videos que denuncian el hecho en el estado.

Medios y blogs locales reportan que en últimas fechas han aumentado los casos de jefes de familia que salen en busca de comida y en su desesperación por no encontrar alimentos deciden quitarse la vida aventándose a las barrancas. “Hay algunas personas que se desesperan; mucha gente opta por quitarse la vida”, lamentó Quiñonez Rodríguez, secretario del Ayuntamiento de Carichí.

Explicó que no existe una cifra oficial de suicidios porque los indígenas no dan parte a las autoridades. “Falta mucho apoyo, de veras, falta mucho apoyo, hasta ahora no hemos visto nada”, indicó el secretario del Ayuntamiento de Carichí.
Con información de: SinEmbargo

Video: Tarahumaras se suicidan por hambre; el gobierno ignora y prefiere ayudar a migrantes.



Activistas y autoridades de la Sierra de Tarahumara han confirmado un hecho inédito entre los rarámuris: debido a la hambruna que azota la región, agravada por la presencia de grupos criminales, por la sequía, la falta de ayuda oficial y el frío, muchos indígenas se han quitado la vida, desesperados.

Jesús Antonio Quiñonez Rodríguez, secretario del Ayuntamiento de Carichí, en el estado de Chihuahua, denunció que debido a la gran hambruna que azota la Sierra Tarahumara algunos jefes de familia rarámuris se han quitado la vida.



Ramón Gardea, miembro del Frente Organizado de Campesinos indígenas, coincidió con la versión del funcionario. Dijo que mujeres y hombres se están tirando a los barrancos o colgándose.

Habló de suicidios colectivos frente al Canal 28 local. “Las mujeres indígenas, cuando llevan 4 o 5 días sin poder darle de comer a sus hijos se ponen tristes; y es tanta su tristeza que hasta el 10 de diciembre [2011] 50 hombres y mujeres, pensando que no tienen que darle a sus hijos, se arrojaron al barranco”, expresó.



Martín Solís, de El Barzón, una de las organizaciones que el pasado 23 de octubre de 2011 se movilizó para exigir un programa de atención a la crisis alimentaria, también confirmó a la revista Proceso los suicidios.

“También nos están contando que ha habido suicidios de padres de familia que salen de su casa a buscar alimentos y por la desesperación de no encontrarlos se tiran al vacío”, dijo.

“Se usarán los 115 millones de pesos del seguro catastrófico con el que indemnizarán las aseguradoras, pero la pérdida es de 3 mil 600 millones de pesos, estamos pidiendo que ese dinero se destine al problema del hambre que empezó en noviembre y acabará hasta octubre, si es que llueve; si no, otra vez no habrá cosecha”, dice el barzonista.

En Facebook se ha creado también una página de apoyo. La noche de éste sábado, a través de las redes sociales, se ha difundido la noticia de la precaria situación que viven las comunidades rarámuris en la sierra, en Twitter por medio del hastag #Sierra Tarahumara se han difundido datos y videos que denuncian el hecho en el estado.

Medios y blogs locales reportan que en últimas fechas han aumentado los casos de jefes de familia que salen en busca de comida y en su desesperación por no encontrar alimentos deciden quitarse la vida aventándose a las barrancas. “Hay algunas personas que se desesperan; mucha gente opta por quitarse la vida”, lamentó Quiñonez Rodríguez, secretario del Ayuntamiento de Carichí.

Explicó que no existe una cifra oficial de suicidios porque los indígenas no dan parte a las autoridades. “Falta mucho apoyo, de veras, falta mucho apoyo, hasta ahora no hemos visto nada”, indicó el secretario del Ayuntamiento de Carichí.
Con información de: SinEmbargo

No hay comentarios.:

Publicar un comentario