Aquellos políticos responsables de haber malversado recursos públicos o que hayan recibido sobornos por más de tres millones de yuanes (463 mil dólares) serán condenados a la pena de muerte, en China.

Tanto el Tribunal Popular Supremo de China como la Fiscalía del Estado pretenden clarificar la última revisión del Código Penal, en el que no estaban estipuladas las cantidades exactas para aplicar la pena capital.



Sin embargo, ambas instancias determinaron que si el acusado coopera en la investigación, es decir, confiesa el delito o devuelve el dinero, la ejecución podría suspenderse durante un par de años.

Hasta ahora, la sentencia más habitual impuesta a políticos corruptos en China había sido la cadena perpetua.

La norma, que fue emitida este lunes, establece que los altos funcionarios del régimen del gigante asiático pueden ser juzgados por complicidad, si no denuncian la corrupción de sus colaboradores más allegados.



China, el país que más personas ejecuta al año

Asimismo, la nueva normativa establece que la donación a la beneficencia no será considerada como una causa para eximir la responsabilidad de los acusados en hipotéticos casos de corrupción
Luego de su llegada al poder, el presidente de China, Xi Jinping, lanzó una campaña para erradicar la corrupción y la malversación de recursos públicos; proceso que se saldó con destituciones, expulsiones y juicios.

A pesar de que el Gobierno de la nación asiática considera el número de ejecuciones como un secreto de Estado, Amnistía Internacional sostiene que el gigante asiático es el país en donde más personas son ejecutadas.
Vía: noticiaszmg.com

China castiga con pena capital a los políticos y funcionarios involucrados en corrupción.



Aquellos políticos responsables de haber malversado recursos públicos o que hayan recibido sobornos por más de tres millones de yuanes (463 mil dólares) serán condenados a la pena de muerte, en China.

Tanto el Tribunal Popular Supremo de China como la Fiscalía del Estado pretenden clarificar la última revisión del Código Penal, en el que no estaban estipuladas las cantidades exactas para aplicar la pena capital.



Sin embargo, ambas instancias determinaron que si el acusado coopera en la investigación, es decir, confiesa el delito o devuelve el dinero, la ejecución podría suspenderse durante un par de años.

Hasta ahora, la sentencia más habitual impuesta a políticos corruptos en China había sido la cadena perpetua.

La norma, que fue emitida este lunes, establece que los altos funcionarios del régimen del gigante asiático pueden ser juzgados por complicidad, si no denuncian la corrupción de sus colaboradores más allegados.



China, el país que más personas ejecuta al año

Asimismo, la nueva normativa establece que la donación a la beneficencia no será considerada como una causa para eximir la responsabilidad de los acusados en hipotéticos casos de corrupción
Luego de su llegada al poder, el presidente de China, Xi Jinping, lanzó una campaña para erradicar la corrupción y la malversación de recursos públicos; proceso que se saldó con destituciones, expulsiones y juicios.

A pesar de que el Gobierno de la nación asiática considera el número de ejecuciones como un secreto de Estado, Amnistía Internacional sostiene que el gigante asiático es el país en donde más personas son ejecutadas.
Vía: noticiaszmg.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario